Final Fantasy IV: The Complet Collection

Allá por el año 1991, Squaresoft lanzaba uno de los títulos más aclamado por crítica y público de la historia y que sentó las bases de los JRPG’s. Un hilo argumental de calidad, el famoso sistema de combate “active time battle” y un sinfín de horas de juego eran sus señas de identidad.

Si bien en aquel momento los gráficos eran punteros, el paso del tiempo se nota, pero el nuevo look aplicado a esta edición hace que este Final Fantasy IV: The Complet Collection sea un título más que atractivo.

Dentro del UMD nos esperan tres historias relacionadas entre sí gracias a Cecil, quizás uno de los protagonistas más carismáticos de las fantasías finales de Square. Para refrescar las ideas podemos comenzar con la búsqueda de los cristales de Final Fantasy IV.

Los nuevos modelados y escenarios dotan al título de un colorido espectacular y, aunque no harán que la portátil de Sony eche humo, el trabajo realizado es sobresaliente. Tras muchas horas de geniales combates con ataques destructivos, magias e invocaciones llegaremos al contenido original y exclusivo del título, Interlude.

Con este bien llamado interludio, conoceremos todo lo que sucedió entre el final de Final Fantasy IV y el comienzo de The After Years, también presente en esta colección.

Esta Complete Collection nos trae el título original que vio la luz en Super NES, los contenidos lanzados mediante WiiWare y la unión de estas dos historias en Interlude, de manera exclusiva. The After Years nos pondrá en la piel de Ceodore, hijo de Cecil… De tal palo, tal astilla.

Rol clásico, nuevos contenidos y un ‘restyling’ de calidad.